domingo, 17 de octubre de 2010

Aristóteles



Demasiado poco valor es cobardía
y demasiado valor es temeridad.

Aristóteles

10 comentarios:

  1. Hay que encontrar el equilibrio entre los dos extremos..

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  2. Pienso en todas la batallas que se daban antes en la antigüedad, peleando cara a cara con una espada, o las modernas, hay que tener mucho valor es cierto.
    Respecto a la frase muy bien matizada por este gran pensador.

    Abrazo

    ResponderEliminar
  3. Como siempre en el medio la virtud, pero que dificil encontrar la balanza, y que sensible ésta a los miedos propios y ajenos

    ResponderEliminar
  4. Canoso ,buen día,gracias por esta frase¿me la puedo llevar,para publicarla yo?.
    Besos.
    Ambar...

    ResponderEliminar
  5. Hola Canoso , una gran frase que demuestra lo difícil que es a veces ser equilibrado.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. Tan malo es la falta de valor como el exceso... Dicen que el valiente no es el que no tiene miedo, sino el que no se deja dominar por él. Creo que un poco de miedo es bueno.

    Besitos de jengibre.

    ResponderEliminar
  7. J-M, el punto medio entre dos puntos opuestos es la virtud, decía. Abrazos.

    José jaime, él sabía por su época la importancia en la batalla de buscar la medianía. Abrazotes

    Todos los excesos son malos, Adivín. Blogsaludos

    Por eso es virtud, Pilar, por la dificultad de buscarla. Besos

    Por supuesto, Ambar, en cualquier caso la frase no es mía, es del famoso filósofo. Besos

    Eso mismo comentaba antes a Pilar, TR, es una tarea difícil buscar la virtud,la moderación. Un abrazo

    Ese poco de miedo también es necesario, Jengibre, nos hace calibrar bien los riesgos de las decisiones que tomamos. Besotes

    ResponderEliminar
  8. Ni me considero muy valiente, ni tampoco muy cobarde. He luchado justo y cuando he tenido que hacerlo y lo he hecho dándolo todo.
    Si tuviese que decir en que momento de mi vida he sido más valiente, te diría que el día que di a luz a mis hijos. Y si me preguntas por el momento en que me comporté como una cobarde, diría que cada día lo hago, pues me cuesta afrontar que mis hijos se me hacen mayores.
    No obstante, poco a poco intento superar ese miedo, para que cuando realmente me llegue el momento de dejarlos ir, lo sepa afrontar con valentía.
    Un beso grande Canoso.

    ResponderEliminar
  9. En cualquier caso, Chary, es algo contra lo que no se puede luchar, ese momento es inevitable afortunadamente, pues significa que se hicieron mayores y están preparados para afrontar la vida.

    Besos

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails