viernes, 12 de febrero de 2010

La corneja con los cuervos (90)

Una corneja que por esas cosas del destino era más grande que sus compañeras, despreciando y burlándose de sus congéneres, se fue a vivir entre los cuervos pidiéndoles que aceptaran compartir su vida.

Pero los cuervos, a quienes su figura y voz les eran desconocidas, sin pensarlo mucho la golpearon y la arrojaron de su grupo.

Y la corneja, expulsada por los cuervos, volvió de nuevo donde las demás cornejas. Pero éstas, heridas por el ultraje que les había hecho, se negaron a recibirla otra vez. Así, quedó esta corneja excluída de la sociedad de unos y de otros

Cuando pienses cambiar de sociedad, domicilio o amistades, no lo hagas nunca despreciando a la anterior, no sea que más tarde tengas que regresar allá.
Esopo

10 comentarios:

  1. El problema está en no reconocer quién eres, no tanto en dudar entre las cornejas y los cuervos. Si lo sabes, jamás tendrás dudas.

    ResponderEliminar
  2. Estoy de acuerdo con Adivin Serafín. si lo sabes, jamas tendrás dudas, el que duda es porque no está seguro.
    Un beso,

    ResponderEliminar
  3. Hola Canoso, nunca hay que irse mal de ningún lado, la vida siempre te da sorpresas.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Me quedo con la reflexión de hoy, no manchar de caca el nido vacío, no sea que haya que regresar a él.

    Abrazo

    ResponderEliminar
  5. Adivín, aunque no sepas seguro quien eres o de donde procedes, lo mejor es no ir destruyendo tras tu paso. Un abrazo y bienvenido

    Rosscanaria, y ante la duda es mejor no ir destruyendo nada a tu paso, no crees? un beso y bienvenida

    TR muy cierto lo que comentas, no sabes qué te espera a la vuelta de la siguiente esquina. Un abrazo

    José Jaime, muy clarita tu forma de decirlo, no manchar de caca el nido vacio je je por si hay que volver. Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  6. Muy buena moraleja, mi abuelita dice que siempre hay que dejarse las puertas abiertas, que uno no sabe las vueltas que da la vida. Un fuerte abrazo mi amigo

    ResponderEliminar
  7. Opino como tú. Nunca hay que desmerecer a nadie por ser diferente a ti. Y nunca sabes que puede pasarte, podría ser que terminaras dependiendo de los que ahora desprecias.

    Que tengas un buen domingo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Tu abuelita, de interés es una persona muy inteligente, nunca se sabe cuantas vueltas puede dar la vida. Besos

    jengibre ese es un giro de la moraleja, además de lugares, tampoco es conveniente perder conocimientos y amistades. Un abrazo fuerte

    ResponderEliminar
  9. hola,

    ...una verdad como un "templo" si señor :)

    Abrazos :)

    ResponderEliminar
  10. Un templo que de paso hay que dejar limpito y bien cuidado por si hay que volver je je un abrazo Chema

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails